El mercado hipotecario cae en junio el 8,9 % en Andalucía

La firma de nuevas hipotecas para la compra de vivienda cayó el 8,9 por ciento en Andalucía en junio, con respecto a mayo, pero mantuvo una subida del 1,1 por ciento con respecto a junio del año pasado, según el indicador provisional que publica este viernes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Este aumento interanual de las hipotecas en Andalucía en junio, mes en el que se constituyeron 5.986 nuevas contrataciones, contrasta con el descenso del 2,5 por ciento registrado a nivel nacional.

De acuerdo con estos datos, junio ha supuesto un frenazo para el mercado hipotecario, no solo por la caída de las operaciones, sino también por el descenso del capital prestado, que llevaba más de dos años al alza.

En el caso de Andalucía, el capital prestado ascendió a 601.182 euros, lo que supuso un descenso del 18 por ciento con respecto a mayo, una caída similar a la del 17,2 por ciento registrada a nivel nacional.

Con todo, Andalucía mantiene un incremento interanual del 2,6 por ciento en el número de hipotecas suscritas, muy superior al descenso del 6,1 por ciento que registra la media nacional.

Andalucía fue la comunidad autónoma que registró en junio el mayor número de hipotecas constituidas sobre viviendas, con 5.986, seguida de Madrid (4.928) y Cataluña (4.836).

La comunidad autónoma andaluza fue la tercera en la que se prestó más capital para hipotecas, con un importe de 601,2 millones, por detrás de Madrid, con 825,9 millones y de Cataluña, con 691,8 millones.

No obstante, las autonomías donde más creció el capital prestado fueron la Comunidad Valenciana y País Vasco (19 % en ambos casos) y Murcia (17,5 %).

Las hipotecas constituidas a tipo fijo supusieron el 44,5 % del total, la proporción más alta de la serie histórica.

El número total de hipotecas para vivienda firmadas en junio fue de 29.900, 771 menos que un año antes y 4.983 menos que el mes anterior.

El importe medio de las hipotecas que se inscribieron en los registros de la propiedad fue de 119.964 euros, frente a los 118.200 euros de un año antes, lo que supone una caída anual del 3,7 %.

El capital total prestado en junio por bancos, cajas y cooperativas a sus clientes para adquirir una vivienda alcanzó los 3.586,9 millones de euros, un 6,1 % menos que hace un año y un 17,2 % menos respecto a mayo, lo que rompe una tendencia de 25 meses al alza.

El plazo medio de las nuevas hipotecas fue de 24 años y el tipo de interés medio, del 2,57 %, casi una décima menos que un año antes y el mismo que el registrado en enero de este año, que fue el más bajo de una serie histórica que se remonta a poco más de una década.

Para la adquisición de todo tipo de fincas (rústicas, urbanas y viviendas), las entidades financieras prestaron 5.701,2 millones, un 11,7 % menos en tasa interanual y un 19 % menos respecto a mayo.

El importe medio de todos esos contratos inscritos, procedentes de escrituras públicas realizadas con anterioridad, fue de 140.784 euros, un 8,3 % menos que un año antes y un 3,5 % inferior a mayo.

Según el INE, 5.805 hipotecas cambiaron sus condiciones en junio, un 1,2 % menos que un año antes.

De las hipotecas con cambios registrales, el 40,8 % modificaron los tipos de interés para pasar de tipo variable a tipo fijo.

El euríbor siguió siendo el tipo de referencia para la mayoría de hipotecas a tipo variable.

Atendiendo al tipo de cambio registral, 4.720 hipotecas fueron novadas (modificaciones con mismo titular y entidad financiera) y 1.085 fueron subrogadas, de las que 729 cambiaron de entidad y 356, de titular. EFE